La Casona de la Danza " Espacio de vida y movimiento"

INFORMACIÓN GENERAL

Actualidad

¡Tango para jóvenes!
El Instituto Distrital de las Artes (Idartes) y su Gerencia de Danza invitan a participar del Taller Abierto de Tango que tendrá lugar en el marco del Plan de Condonación del programa para artistas, jóvenes talentos del Icetex. Este taller tiene como objetivo acercar a población joven de Bogotá a... Leer más
Micrositio:
Área de trabajo:
Tipo de contenido: Evento
Localidad: La Candelaria
Fecha Publicación: Jueves, 25 de Jun de 2015
Dos de las más representativas agrupaciones folclóricas de la raza afrocaribeña: Alegres Ambulacias de San Basilio de Palenque y Chirimia La Contundencia del Chocó, se presentarán en concierto este sábado 24 de agosto a las 8:00 p.m. en el Teatro Jorge Eliécer Gaitán. Jueves 22 de agosto de 2013.... Leer más
Micrositio:
Área de trabajo: Grupos etários
Tipo de contenido: Artículo
Localidad: La Candelaria
Fecha Publicación: Jueves, 22 de Ago de 2013

HISTORIA

La Alcaldía Mayor de Bogotá, en cumplimiento de su misión de conservar las construcciones históricas de la capital, y con el compromiso de dotar a la ciudad de una infraestructura cultural moderna y renovada, entregó a comienzos de 2011 la Casona de la Danza.

Esta edificación, ubicada en la calle 18 No. 1-05 Este-,fue intervenida y recuperada por el Instituto Distrital de Patrimonio Cultural, en un lapso de 10 meses, con una inversión, del orden de los $2.052 millones de pesos.

La Casona, fue construida en la década del 30,  bajo el mandato del entonces alcalde Jorge Eliécer Gaitán para que en ella funcionara la escuela República del Perú -última de una serie de escuelas públicas construidas en la capital. Consta de 5 grandes salones (3 en el primer piso y 2 en el segundo), espacios siempre propicios para el aprendizaje.

Desde el 29 de abril de 2011, funciona como La Casona de la Danza, espacio destinado a las prácticas y ensayos de los grupos de danza que reciben apoyos por parte de la Secretaría de Cultura, Recreación y Deporte y  del Instituto Distrital de las Artes.

Esta edificación, amenazaba con venirse abajo, por las dos particiones que tenía (tanto en el sentido oriente-occidente, que producía un desnivel de 6 cm; como en el sentido sur-norte, a un tercio de la base de la casa, que generaba un desnivel de 3 cm). Para hacer frente a tal riesgo, se usaron pilotes y micropilotes para el reforzamiento estructural de la Casona y, también, se aumentó -en 250 m2 aproximadamente- el área del lote de la misma, permitiendo así la instalación de gaviones (rellenos de piedra y tierra), que contribuirán a la permanencia en pie de la edificación con el paso del tiempo.

Además de la intervención que apunta al sostenimiento estructural de la Casona, declarada Bien de Interés Cultural (BIC) del Distrito Capital, en la obra, se hizo foco en la restauración de otros de sus detalles arquitectónicos: se recuperaron los pisos -hechos en madera- de salones y corredores, se restauraron la fachada y la entrada principal del inmueble, se recuperó la cubierta del mismo y en la rehabilitación de su composición se dio prioridad, aboliendo muros y perfeccionando el diseño original de ventanas, a cualidades físicas de la Casona como luz, claridad y calidez. Al igual que se la dotó con 2 baterías de baños con duchas para hombres y mujeres.

De esta manera, la Alcaldía Mayor añadió un eslabón más a la cadena misional de proteger, conservar y fortalecer el compendio de valores arquitectónicos y construidos que existe en la capital, edificaciones que bien por sus detalles originales de creación, o ya sea por su simbolismo y trascendencia histórica, ambas cualidades presentes en la Casona de la Media Torta, merecen tener destacado protagonismo en el paisaje urbano de Bogotá.

Ver aquí galería de imágenes de las obras en La Casona de la Danza.

 


EN MEMORIA DE CINCO FIGURAS DE LA DANZA

La Casona de la Danza está destinada al entrenamiento, la investigación y la creación coreográfica con todas las condiciones técnicas requeridas para estos procesos de creación artística.

Con la Casona de la Danza la Alcaldía Mayor de Bogotá facilita el acceso al arte y a la cultura de la ciudadanía bogotana y suple la necesidad de bailarines, maestros y coreógrafos que durante años reclamaron un espacio en donde desarrollar y organizar sus procesos y aportes artísticos.

De igual forma, en este espacio surgen procesos de organización, gestión y participación y se construyen agendas concertadas con el sector de la danza y de las artes escénicas de la ciudad.

Si esta edificación guardó por muchos años el espíritu infantil de su pasado, ahora conserva la memoria de los nombres que hicieron grande la danza en Colombia.

Los cinco salones que antes irradiaban enseñanza ahora reconocen a los inmortales del arte de la Danza: Jacinto Jaramillo, Delia Zapata, Priscila Welton, Jhon Haiver Rosas y, desde luego, la Maestra Sonia Osorio.

SALÓN JACINTO JARAMILLO
Jacinto Jaramillo nació en Sonsón (Antioquia) en 1913 y murió en Bogotá en 1997.
Siendo joven viajó a Nueva York, donde estudió danza moderna con una de las herederas de la escuela de Isadora Duncan, Irma Duncan, con quien aprendió la filosofía del cuerpo en armonía con la naturaleza y el sentimiento como motor del movimiento.
En 1932, regresa a Colombia y viaja por varios lugares del país investigando en sus movimientos y en sus danzas, en especial las de la zona andina y el llano. Creó alrededor de 50 coreografías de bailes tradicionales colombianos, donde se resaltan el bambuco, la guabina chiquinquireña, la guaneña, el joropo y el galerón llanero entre otras, donde aplicó la técnica de Duncan junto con otras influencias como la de José Limón y el pensamiento del nacionalismo y el muralismo mexicano. Esas son las danzas que aún se bailan y se siguen enseñando a las nuevas generaciones hoy en día.


SALÓN SONIA OSORIO
Sonia nació en 1928 en Bogotá, y muere en la misma ciudad en el 2011. Periodista, diseñadora y coreógrafa colombiana, directora del Ballet de Colombia, cuyos amplios conocimientos del folklore universal le han permitido montar durante más de treinta años los espectáculos internacionales del Carnaval de Barranquilla. Debutó con el Ballet de Colombia -del que fue fundadora- en el Festival Nacional del Folclore de Ibagué en 1960, donde ganó el primer premio. Junto a esta compañía ha recorrido el mundo y participado en los más importantes certámenes internacionales. El Ballet de Colombia hunde sus raíces en lo más original del pueblo colombiano, como la chichamaya de la Guajira, el currulao de la Costa Pacífica, el mapelé, la cumbia, la leyenda del Dorado o cuadros chocoanos; además, la compañía de danza Ballet de Colombia se ha consolidado como unas de la compañias de proyeccion folklorica mas importantes del paìs.


SALÓN DELIA ZAPATA
Delia Zapata Olivella nació en Lorica, Cordoba el 1ero de Abril de 1926 y falleció el 24 de mayo del 2001, en Bogotá. Fué una autoridad en la música y los bailes de las costas colombianas, pionera en promover el folclor no sólo en el país, sino internacionalmente.

Su primer contacto con las artes escénicas fueron obras de teatro que inventaba con su padre y sus hermanos en Lorica. Sus viajes en compañía de su hermano por todas las regiones de los litorales colombianos le permitieron visionar el mundo de la danza originaria, posible en un medio que hace de lo tradicional una fuente viva del arte.

En 1953 se presenta en el Teatro Colón de Bogotá, escenario dedicado a las artes puras y cultas, el primer espectáculo de danzas negras, con Delia como bailarina protagonista; a partir de ese momento podemos considerarla como la precursora y promotora del sentimiento popular dignificado. Es invitada a los festivales de la Juventud en China y Moscú, viaja a Europa con todo un grupo representativo de artistas vernáculos.

A su regreso se encuentra con la necesidad de cristalizar una escuela de la danza tradicional, y desarrolla el proyecto de la Escuela de Artes Populares de Cali. Enseña en la Universidad Nacional y abre las puertas de la danza a muchos que deseen expresarse con su cuerpo. Decía: "Todo el mundo tiene ritmo". Nunca discriminó, ni tampoco rechazó a nadie para que recibiera sus enseñanzas. En 1983 funda la primera licenciatura en danzas y teatro de la Universidad Antonio Nariño, pensando que un pueblo que desconoce sus vivencias no tiene la posibilidad de crear. Esta mujer es una real imspiriación para todos los bailarines y su estpiritu es amorosamente recordado.


SALÓN PRISCILLA WELTON
Nace en Colombia en 1952 y fallece el 29 de Marzo del 2008 en Santa Fé, Nuevo México, USA. Logró tocar de manera diferente el corazón de sus alumnos y familias, y de quienes se relacionaron con ella por una u otra causa. Exiliada política como miles de colombianos, ella no se dejó abatir ni intimidar. Luego de cerrar la escuela de ballet que mantuvo por espacio de 32 años en Bogotá, siguió dedicada a su trabajo en Estados Unidos.

Priscilla Welton fue un ser excepcional dentro de la historia del ballet clásico y neoclásico en Colombia. Desde siempre, se dedicó a la enseñanza. Hizo su secundaria en el Rambert Ballet, de Londres, y estudió "Pedagogía del Ballet" en la Universidad de la misma ciudad. Fue becaria del New York City Ballet y del Robert Joffrey Ballet, de Nueva York, estudió en Moscú gracias a una beca que le otorgó el gobierno de Colombia. Obtuvo su G.C.E. en Arte, en la Universidad de Londres, "Major Syllabus on Teaching - All Grade" ("Enseñanza a todo nivel en Ballet Clásico"), en ese centro docente, y fue miembro de la Cecchetti Society y del Instituto de Coreografía de la misma ciudad.

En 1969 abrió la "Academia de Ballet Priscilla Welton", en Bogotá, que se transformó en 1981 en la "Escuela de Ballet Priscilla Welton", la cual extendió sus actividades en 1993 a través de la "Fundación Ballet Priscilla Welton". En un paso fugaz que dio en 1982 en el Instituto Distrital de Cultura y Turismo, fundó la "Compañía de Ballet de Bogotá". Fue jurado y asesora de los principales eventos de ballet clásico en Colombia. Durante sus últimos años en Colombia, ella quiso darle a su labor un contenido social, y mantuvo, con devoción, cerca de 40 becas para estudiantes de escasos recursos.

SALÓN JHON HAIVER ROSAS


Fundador e instructor del grupo de break dance los Bone Breakers es uno de los pioneros del break dance en Bogotá. Con su grupo ganó varios concursos a comienzos y mediados de los ochentas cuando el break dance estaba en su mayor auge en aquella época. Compitieron y ganaron programas como Baila de Rumba, Estudio 80, Panorama y La Ciclo Vía entre otros. Fué invitado con su grupo a participar en la teletón de1985 y trabajó en la campaña de Virgilio Barco. John Haiver se destacó por ser un Bboy entregado y dedicado al break durante una de las épocas grandes que ha tenido este baile urbano llevandolo de ser una moda a un estilo de danza reconocido, nos deja muchas historias de batallas históricas donde se destacó como uno de los más grandes Bboys de Bogotá. No se conoce su fecha de nacimiento pero sabemos que muere en Bogotá en 1997.

Publicado el Vie, 04/08/2011 - 16:07