PASOS PARA UNA FUTURA BIBLIOTECA
DIGITAL DE BOGOTÁ

Foto Mario Carvajal

Esta página web contiene el resultado del estudio realizado para la conceptualización y acciones para la implementación de la Biblioteca Digital de Bogotá a finales de 2016, las investigaciones anteriores, el resultado del taller participativo intersectorial realizado el 20 de diciembre de 2016. Todo esto con el ánimo de ampliar la discusión y crear las redes necesarias para el desarrollo del proyecto.

Algunas definiciones de biblioteca digital

  • Una biblioteca digital es un proyecto público, de acceso al conocimiento, donde actores con intereses similares actúan des-centralizadamente en un proyecto con fines comunes y articulados.
  • La descentralización y la articulación de un proyecto de esta naturaleza depende de factores tecnológicos, sin duda, pero también depende de factores institucionales y de la voluntad de individuos. En ese sentido clásico, una biblioteca digital es un núcleo que conecta y pone en dialogo diversos repositorios de información estructurada.
  • Una biblioteca digital en un espacio de acceso a conocimiento en sus múltiples manifestaciones: textos, libros, revistas, videos, archivos sonoros, e incluso videojuegos y software, reconociendo la multiplicidad de maneras como se construye el conocimiento y como se manifiesta la cultura hoy en día. En ese sentido, una biblioteca digital debe dar cuenta de todo el rango de expresión humana, eliminando barreras conceptuales tradicionales que separan a las personas y las instituciones, a la alta cultura de la cultura popular.
  • Una biblioteca digital debe dar cuenta de la información existente en el dominio público, de la que se produce en el entorno académico, de la producida por el sector editorial, audiovisual, y musical.
  • Una biblioteca digital también es un espacio de intercambio de información y de conocimiento construido de arriba para abajo y de abajo para arriba.
  • Una biblioteca digital puede ser una oportunidad de extender el acceso a la lectura, al conocimiento y al entretenimiento, ampliando las fronteras de lo público también al entorno digital.
  • Una biblioteca digital puede ser una oportunidad para ampliar programas de formación y educación a distancia, para multiplicar acciones locales de recuperación de memoria y patrimonio, para extender el impacto de proyectos que por su naturaleza local carecen de divulgación.
  • Una biblioteca digital es construida por seres humanos para seres humanos, y por tanto, su vitalidad y relevancia depende de cómo esta se articule con programas, acciones y proyectos que ocurren en el mundo real.
  • Una biblioteca digital se nutre de prácticas de trabajo del sector tecnológico y de nuevos enfoques académicos, convoca fuerzas laborales más amplias, diversas y exige nuevas formas de pensar el rol de la biblioteca pública en la vida de un ciudadano. En ese sentido, una biblioteca digital también es una práctica, un método de trabajo, un organismo vivo que debe ser ágil y mutante, y que pueda responder con más celeridad a las necesidades de la comunidad que atiende.

Catalina Holguín.
Texto de apertura del taller intersectorial, diciembre 20, 2016

La información contenida en esta web está protegida por licencias de Creative Commons. Eso quiere decir que se puede compartir libremente, siempre y cuando se dé el crédito apropiado, no se modifique la información y no se explote comercialmente.